VictorNavarroLogo W400
TRASTORNO ESQUIZOAFECTIVO

El trastorno esquizoafectivo es una entidad clínica con múltiples similitudes con el trastorno bipolar (o trastorno afectivo bipolar) y con la esquizofrenia. De ahí su nombre.

Con el objetivo de no repetir una gran cantidad de información ya incluida en los apartados respectivos de Trastorno Bipolar y de Esquizofrenia de esta misma web, se detallan aquí exclusivamente las diferencias entre el trastorno esquizoafectivo y el trastorno bipolar y la esquizofrenia, remitiendo al lector a los apartados correspondientes de Trastorno Bipolar y de Esquizofrenia para ampliar la información respecto a aquellos aspectos comunes entre el trastorno esquizoafectivo y dichas enfermedades.

Aspectos diferenciales clave:

  1. El trastorno esquizoafectivo es una enfermedad crónica que cursa a episodios. Dichos episodios son de características similares a los episodios depresivos y a los episodios de hipomanía/manía del trastorno bipolar pero, a diferencia de lo que sucede en el trastorno bipolar, algunos de estos episodios vienen precedidos de periodos de días o escasas semanas con presencia de síntomas psicóticos (delirios y/o alucinaciones) en ausencia de síntomas afectivos. Este es por tanto un aspecto clave diferencial entre el trastorno esquizoafectivo y el trastorno bipolar. En el trastorno bipolar el paciente puede tener síntomas psicóticos pero siempre empiezan primero los síntomas depresivos o maníacos y, si estos llegan a ser muy graves, pueden llegar a aparecer síntomas psicóticos.
    Una persona con esquizofrenia también puede tener episodio depresivos pero como una enfermedad independiente y, por tanto, sin relación temporal con los síntomas psicóticos.
  2. En el trastorno esquizoafectivo es relativamente frecuente que además de los episodios agudos de enfermedad precedidos de síntomas psicóticos haya síntomas crónicos similares a los denominados síntomas negativos (síntomas afectivos y síntomas cognitivos) de la esquizofrenia. Globalmente hablando estos síntomas suelen ser de menos intensidad o gravedad que en la esquizofrenia. Dichos síntomas son infrecuentes en el trastorno bipolar.
  3. En el trastorno esquizoafectivo el tratamiento de los episodios agudos es similar al de los episodios agudos del trastorno bipolar. Por el contrario, el tratamiento farmacológico de mantenimiento (para evitar recaídas) es asociar un fármaco eutimizante, siguiendo las mismas pautas que en el trastorno bipolar, y un fármaco antipsicótico, siguiendo las mismas pautas que en la esquizofrenia (en ocasiones es posible conseguir la estabilidad clínica con dosis de antipsicótico algo inferiores a las prescritas en la esquizofrenia).
  4. Como se detalla en el apartado de Esquizofrenia, no disponemos de tratamiento eficaz para los llamados síntomas negativos (afectivos y cognitivos). El pronóstico del trastorno esquizoafectivo dependerá esencialmente de la gravedad de estos síntomas.

 

  Trastorno esquizoafectivo Trastorno bipolar Esquizofrenia
Síntomas en los episodios  En algunos episodios inicialmente sólo hay delirios y/o alucinaciones, dando paso posteriormente a los síntomas afectivos Los episodios siempre empiezan por síntomas afectivos y, finalmente, pueden aparecen y/o alucinaciones No hay síntomas afectivos
Síntomas negativos (afectivos y cognitivos) entre episodios Bastante frecuentes Muy infrecuentes Habituales
Tratamiento farmacológico de mantenimiento Eutimizante + antipsicótico Eutimizante Antipsicótico