VictorNavarroLogo W400

¿Para qué sirve?¿Cuál es la dosis adecuada?

Este fármaco se prescribe como tratamiento de un episodio psicótico o de manía. La dosis a prescribir depende de la presentación que se utilice (ver en el apartado “Cuestiones a tener en cuenta”).

¿Cuáles son los efectos secundarios más frecuentes?

  1. Discreto aumento de apetito y posible discreto aumento de peso.
  2. Sensación de inquietud con necesidad de moverse (acatisia).
  3. Rigidez muscular. La persona puede notar que gesticula menos, que su cara está algo más inexpresiva (por la reducción en la gesticulación) y que camina algo más rígida (con menos balanceo de los brazos).
  4. Contracción muscular intensa (distonía aguda). Puede afectar a músculos del cuello, de la zona de la boca o de los ojos. A veces ocasiona dolor. Hay que decidir si bajar dosis, si suspender el fármaco o si añadir una medicación que evite ese efecto secundario (esencialmente, hay dos alternativas, biperideno y trihexifenidilo).
  5. Reducción del deseo sexual y/o retraso en alcanzar el orgasmo.

Cuestiones a tener en cuenta:

  1. Se considera una medicación antipsicótica y antimanía muy eficaz (más que otras disponibles) pero con más posibles efectos secundarios (reversibles) que otras alternativas.
  2. Disponemos de tres presentaciones orales: estándar, "flas" y gotas. La primera es una pastilla dura (como la mayoría de los fármacos), mientras que la "flas" es una pastilla más blanda y que se disuelve en la boca en escasos segundos. En los tres casos la dosis diaria mínima suele ser 1.5 mg. La dosis máxima suele ser de aproximadamente 6 mg al día (no obstante, dosis de hasta 9 mg al día no son infrecuentes). 1mg en pastilla equivale a 1 mL en líquido. Asimismo, existe una presentación en inyectable. La dosis habitual en la forma inyectada es entre 25 y 75 mg una vez cada 2 semanas (puede ponerse la inyección en el músculo del hombro o en el músculo de las nalgas). Las cuatro presentaciones son iguales en cuanto a eficacia y en cuanto a efectos secundarios. Es un tema de preferencia personal. En personas que tienen tendencia a rechazar el tratamiento, el médico puede sugerir la forma “flas” (para dificultar el escupirla tras esconderla debajo de la lengua), la líquida o la inyectada.
  3. Globalmente hablando puede mezclarse con cualquier alimento, con cualquier otro fármaco, con cualquier producto natural y con cantidades normales de alcohol.
  4. Puede tomarse en ayunas o con alimentos.

farmacos personalizados